Espere, tengo que trabajar… ¿¡con quién!?
Libro

Espere, tengo que trabajar… ¿¡con quién!?

La guía esencial para lidiar con compañeros de trabajo difíciles, gerentes molestos y otras personalidades tóxicas

Career Press, 2021 más...

Comprar el libro o audiolibro

Clasificación editorial

7

Cualidades

  • Aplicable
  • Ejemplos concretos
  • Interesante

Reseña

Si nunca se ha encontrado con alguien difícil en el trabajo, considérese afortunado. La mayoría de los lugares de trabajo albergan un puñado de personas con rasgos de personalidad tóxicos que hacen la vida miserable tanto a directivos como a empleados. Comportamientos como el acoso, los cotilleos, el incivismo y la holgazanería contaminan el ambiente de trabajo, erosionan la cohesión, bajan la moral, reducen la productividad e incluso empujan a la gente buena a renunciar. Peter Economy, autor de la columna "The Leadership Guy" de la revista en línea Inc., ofrece consejos y estrategias de eficacia probada para identificar, gestionar y prevalecer sobre los tipos tóxicos y forjar un entorno de trabajo profesional, positivo y seguro.

Resumen

Identifique y gestione a las personas difíciles en el trabajo para anular sus efectos perjudiciales.

En la mayoría de los lugares de trabajo hay al menos una persona problemática. Puede ser su jefe, un compañero de trabajo o incluso usted mismo. Las personas tóxicas tienen el poder de reducir la moral del equipo, incidir en el rendimiento laboral de los demás e influir en los sentimientos de sus colegas respecto al trabajo. Por supuesto, en el continuo del comportamiento negativo en la oficina, algunas personas son simplemente molestas, mientras que otras pueden ser extremadamente dañinas.

Un estudio de Gallup descubrió que trabajar para un mal jefe es la principal razón por la que la gente deja un trabajo. Los jefes que no fijan expectativas claras, que no están disponibles o se implican demasiado, o que no ofrecen oportunidades de desarrollo, crean un entorno estresante para sus subordinados. Cuando ignoran las deficiencias de liderazgo y no realizan cambios positivos, pierden empleados valiosos y el rendimiento de los que se quedan disminuye. Para neutralizar la toxicidad en el lugar de trabajo, identifique primero el tipo de comportamiento...

Sobre el autor

Peter Economy es autor de Managing for Dummies y Wait, I’m the Boss?!? Escribe la columna “The Leadership Guy” para la edición en línea de Inc.